COVID-19. Argentina ya no exige testeos. Leé la información acá.

Buscá en la Ruta Natural

Acá vas a poder buscar en la página de la Ruta Natural el contenido que querés encontrar

Buscar:

Ruta de la Estepa

Chubut, La Pampa, Neuquén, Río Negro, Santa Cruz

Entre el mar y la cordillera, La Ruta de la Estepa invita a descubrir una región inmensa e inexplorada de la Patagonia.

Recorré esta ruta y atravesá caminos infinitos rodeados de guanacos y choiques, descubrí el rastro de dinosaurios y bosques prehistóricos, sentí la fuerza constante del viento y disfrutá el encanto de paisajes, pueblos y parques nacionales que se disfrutan casi en soledad. 

Recorré esta ruta y atravesá caminos infinitos rodeados de guanacos y choiques, descubrí el rastro de dinosaurios y bosques prehistóricos, sentí la fuerza constante del viento y disfrutá el encanto de paisajes, pueblos y parques nacionales que se disfrutan casi en soledad. 

Como descubrirla

La Ruta de la Estepa abarca la región central de la Patagonia, del sur de La Pampa a Santa Cruz. Podés recorrerla uniendo las ciudades de la costa y de la cordillera por rutas que cruzan la región, parando en localidades intermedias, o empezar el viaje desde ciudades como Santa Rosa, Bahía Blanca, Neuquén o General Roca e ir en busca de sus destinos imperdibles. Deslizá para descubrir más.

Santa Rosa (La Pampa). Cuenta con aeropuerto y es la puerta de entrada norte a la región de la estepa. Al estar ubicada en el centro del país, conecta con diferentes rutas hacia los 4 puntos cardinales. A 227 km podés conocer el Parque Nacional Lihué Calel en el corazón de la provincia. En un paisaje de llanuras, vas a poder caminar por serranías de origen volcánico con cumbres que llegan a los 600 metros de altura.

 

Neuquén Capital. Tiene una buena conectividad aérea y terrestre, y es el punto de partida para que recorras la Ruta de los Dinosaurios Neuquina, el Parque Nacional Laguna Blanca y el circuito de bodegas del Alto Valle.

 

Viedma y Bariloche (Río Negro). Buenos puntos para empezar el cruce por la estepa. Tienen aeropuerto y están unidos por la RN 23. Si querés vivir una experiencia distinta, el Tren Patagónico conecta ambas ciudades. Tanto la ruta como el tren bordean la meseta de Somuncurá entre paisajes solitarios y agrestes que proponen conocer el lado menos conocido de la Patagonia.

 

Puerto Madryn, Trelew y Esquel (Chubut). Ciudades con aeropuerto unidas por la RN 25, otra de las rutas que atraviesa la región. Podés llegar a lugares imperdibles como los monumentales farellones rojizos de Los Altares y la solitaria Piedra Parada que se levanta como un tótem en la estepa.

 

Comodoro Rivadavia (Chubut). Otra ciudad con aeropuerto. Desde acá y hacia el oeste, vas a pasar por los bosques petrificados de Sarmiento y el lago Musters, dos imperdibles de esta ruta. Hacia el sur, el Parque Nacional Bosques Petrificados de Jaramillo te invita a que conozcas los yacimientos de plantas fósiles más importantes de Argentina y los árboles petrificados más grandes del mundo.

 

Río Gallegos y El Calafate (Santa Cruz). Dos ciudades con aeropuerto que permiten descubrir el sur de la Patagonia por el cruce más corto y unir el mar con los glaciares. 

Cómo llegar y moverse

Salvo Santa Rosa y Neuquén Capital, las ciudades con aeropuerto están en los extremos de la estepa: al este, cerca de la costa (Viedma, Comodoro Rivadavia, Río Gallegos) o al oeste, junto a la cordillera (Bariloche, Esquel, El Calafate).

La mejor forma para recorrer la estepa es en auto (hay agencias de alquiler en los aeropuertos y en las principales ciudades). Hay una buena conexión de ómnibus entre las localidades más grandes de cada provincia.

Tené en cuenta que las distancias en la región suelen ser largas y en muchos casos es necesario conducir varias horas para llegar a un atractivo. No todas las rutas están asfaltadas, y para visitar algunos imperdibles es recomendable que lo hagas con excursiones.  

 

Dónde comer y dormir

Las ciudades principales cuentan con buena infraestructura y alojamientos. También hay chacras, estancias y casas de familia que ofrecen cabañas para dormir o lugares para acampar.

 

Cuándo ir

Podés recorrerla durante todo el año, aunque es recomendable que lo hagas en primavera y verano. Muchos caminos no están pavimentados y en invierno, la lluvia, la nieve y las heladas pueden dificultar el recorrido. En verano se pueden practicar deportes náuticos en los espejos de agua de la zona. 

Tené en cuenta

Dado el contexto sanitario, averiguá con tiempo qué requisitos de acceso tiene la provincia que elijas. Algunos atractivos pueden tener cupos que deben solicitarse con anticipación.

 

Si te movés en auto particular, respetá siempre las velocidades máximas, sobre todo dentro de las áreas protegidas para evitar accidentes, no molestar a la fauna y no dañar el vehículo en rutas de ripio.

 

Las distancias son largas y hay pocas estaciones de servicio. Siempre conviene que cargues combustible antes de salir a la ruta.

 

En muchos lugares no hay señal de celular ni wifi, y tampoco proveedurías ni agua potable. Es fundamental que siempre lleves con vos algunos alimentos y bebidas.

 

Consultá el estado de los caminos porque algunos se encuentran en mal estado o sin pavimentar. Manejá con precaución, y si pensás ir en invierno, llevá cadenas para la nieve.

 

Es importante la protección solar, usar una gorra o sombrero y calzado cómodo para caminar porque en muchos sitios no hay sombra.

Navegá por la ruta